GOOD LOOKS

10 Pasos Para Una Piel Perfecta

Las mujeres coreanas no han recibido el don de una piel impecable, sino que se esmeran en su cuidado. Charlotte Cho nos habla de la rutina de cuidado de la piel que todo el mundo envidia.

DIEZ PASOS
EN LA RUTINA DE CUIDADO DE LA PIEL
DE CHARLOTTE CHO
 

  1. Limpieza con aceite. El primer paso es el famoso método de "doble limpieza". Este paso es válido para todo tipo de pieles, incluyendo las grasas o propensas a la aparición de acné. Un producto a base de aceite elimina todas las impurezas grasas como el maquillaje o el SPF. 


  2. Limpieza con agua. El segundo paso es el método de doble limpieza. Los limpiadores de base acuosa eliminan restos como el sudor o impurezas acuosas de la piel. Por lo general se presentan en cremas o espumas. 


  3. Exfoliante. Este es una paso que puedes realizar semanalmente. Utiliza un exfoliante de base química que incluya un componente como alfa-hidroxiácido para que penetre en la piel y limpie a fondo los poros. Utiliza un exfoliante mecánico como uno a base de azúcar para eliminar las células muertas y superficiales de la piel.


  4. Tónico. La tonificación es el siguiente paso tras la limpieza (o exfoliación, si has elegido ese paso). Los tonificadores coreanos se centran en la hidratación de la piel, preparándola para que absorba mejor otros productos de uso rutinario en el cuidado cutáneo.


  5. Esencias. Por lo general, se presentan en forma líquida y su composición está indicada para que la piel se vea menos cansada y el rostro brille al fomentar la regeneración de las células de la piel.


  6. Ampollas. Se trata de una versión más densa y más fácil de aplicar con múltiples componentes que ayudan a tratar la aparición de daños cutáneos.


  7. Mascarillas faciales. Este es quizás el paso más icónico de los tratamientos cutáneos asiáticos. Se puede utilizar una o dos veces a la semana. Por lo general se componen de láminas de gel o celulosa que se humedecen en sérums o esencias, y que se dejan actuar durante unos 15 minutos. Muchas están especialmente indicadas para tratar aspectos concretos de la piel, como el acné o la sequedad.


  8. Crema para contorno de ojos. En esta parte de la cara se recomienda utilizar un producto más nutritivo. La aplicación con golpecitos se prefiere antes que frotar para evitar el estiramiento de la piel, lo que podría generar arrugas.


  9. Emulsión. Se trata de un hidratante más ligero que penetra en la piel y la hidrata a un nivel más profundo. 


  10. Crema de noche o pack completo. Este es el producto más cremoso y humectante de tu rutina. Se debe aplicar al final, ya que al ser muy denso puede evitar que otros productos sean absorbidos por la piel. No sólo hidrata de inmediato sino que mantiene la piel hidratada mientras duermes.
SHOP THE STORY
Volver al inicio
Volver arriba